5 realidades sobre dormir con tu bebé que no puedes ignorar

Por Dra. Betty Mendoza,

Existe tanta desinformación y mitos sobre dormir con el bebé (como la muerte de cuna) que en lugar de disfrutar esta experiencia, la vivimos con miedos y dudas. Y todo esto genera un agotamiento físico y emocional en los papás.

Muchos de los mitos que, se explican a continuación, surgen con la confusión de las diferentes variantes del significado de “dormir juntos”.

Mito 1. El colecho no es nada seguro

Todo depende de la forma en que se practique. Existen dos formas de hacerlo: puede ser compartiendo la cama o simplemente dormir en la misma habitación (cada quien en su cama).

La segunda es la más segura y recomendada. Incluso, existen cunas que se adaptan a la cama, pero respetan el espacio tanto de mamá como del bebé. Si cada quien duerme en su cama, en la misma habitación, será más fácil que monitorees o alimentes  a tu bebé sin necesidad de levantarte mil veces durante la noche.

Mito 2. Si lo acostumbras a dormir contigo, será más difícil que se vaya a su cuarto

Cada niño tiene su propio ritmo de crecimiento. Llegará un día en que él mismo pedirá independencia y aceptará dormir solo en habitación. Además, siempre hay un periodo de transición, en el que el pequeño tendrá que acostumbrarse a la nueva dinámica, pero lo importante es que siempre sienta tu apoyo y tu amor.

Mito 3. Limitarás o eliminarás la intimidad con tu pareja

No es que pierdas la privacidad. Incluso, si durmieras a tu bebé en otra habitación, ten por seguro que dejarías tu puerta abierta para revisar que todo esté bien o escuchar cualquier ruido raro.

Así que solo necesitan un poco de creatividad y explorar otros rincones de la casa.

Mito 4. No existen los beneficios del colecho

Este mito es totalmente falso. Existen diferentes investigaciones como la de la Universidad de Notre Dame que revelan que el colecho mejora la calidad del sueño de bebé y mamá; el niño mantiene una frecuencia cardiaca y respiratoria más estable; y se disminuye a un gran porcentaje la muerte de cuna.

Mito 5. Tu hijo se vuelve dependiente

El que duerma o no contigo no influye en su forma de ser.  Al contrario, los pequeños que son criados con amor y respeto serán más seguros de sí mismos e independientes.

Si quieres practicar el colecho seguro o “dormir con tu bebé”, entonces conoce todo acerca de él. Sigue las recomendaciones de los especialistas, adapta tu recámara para que tanto tú como tu hijo disfruten y se beneficien de la experiencia.

Fuente: Universidad de Notre Dame.

http://www.naranxadul.com/

  Category: Temas de interés
  Comentarios: Comentarios desactivados en 5 realidades sobre dormir con tu bebé que no puedes ignorar

Revisión sobre el cuidado piel a piel en niños de término y pretérmino en la Unidad de Cuidado Intensivo Neonatal

Por Dra. Betty Mendoza,

Antecedentes: 

La “madre canguro” (MC) fue descrita por primera vez como un método alternativo para el cuidado de niños con bajo peso al nacer en países de recursos limitados, donde las tasas de mortalidad y de infecciones neonatales son altas debido a maternidades sobrecargadas, falta de personal y falta de equipamiento. En la versión original de la MC, el bebé se coloca en contacto piel a piel continuo en posición vertical entre los pechos de la madre y por debajo de su ropa y es exclusivamente (o casi exclusivamente) amamantado.

Un metaanálisis de 988 recién nacidos incluidos en 3 ensayos controlados aleatorios de MC continua iniciada en la primera semana postnatal en países de ingresos bajos o medios, encontró una reducción del 51% en la mortalidad entre los niños con un peso al nacer de 2000 g (riesgo relativo: 0,49 [intervalo de confianza 95%: 0,29 a 0,82]).

Aunque los métodos de esta revisión han sido cuestionados, un metaanálisis Cochrane de 18 ensayos de MC continua comenzado antes del día 10 postnatal en recién nacidos con un peso al nacer <2500g también demostró una reducción significativa de la mortalidad y morbilidad al alta.

Entre las 40 y 41 semanas de edad postmenstrual y durante el seguimiento; también encontró una disminución de la incidencia de la sepsis relacionada a la atención de la salud y una mejora en algunas medidas de crecimiento infantil, lactancia materna, y apego madre-bebé. Trece de estos 18 estudios se llevaron a cabo en países de ingresos bajos a medios.

En la versión original de la MC, el bebé se coloca en contacto piel a piel continuo en posición vertical entre los pechos de la madre y por debajo de su ropa y es exclusivamente (o casi exclusivamente) amamantado.

El cuidado piel a piel intermitente (CPP) en las UCIN en los países ricos en recursos difiere del tradicional método MC en que se utiliza por lo general por períodos de tiempo variables, más cortos; se puede ofrecer a bebes menos estables y con apoyo tecnológico; y puede ser realizada por ambos padres. El CPP en los países ricos en recursos no se ha asociado con disminución de la mortalidad, aunque los datos son actualmente insuficientes para determinar un efecto. Sin embargo, es ampliamente ofrecido a los padres para otros beneficios percibidos, tales como la mejora del apego, la autoestima de los padres, y la lactancia materna.


Evidencia:

Beneficios

La evidencia más importante de beneficio del CPP es en la lactancia materna. Ensayos individuales controlados aleatorizados y una revisión sistemática muestran que el CPP intermitente está asociado con una lactancia materna más